EL DÍA QUE SE PERDIÓ EL AMOR – Javier Castillo

jueves, 15 de febrero de 2018






«A las doce de la mañana del 14 de diciembre, una joven llena de magulladuras se presenta desnuda en las instalaciones del FBI de Nueva York con varias notas amarillentas en la mano.

El inspector Bowring, jefe de la Unidad de Criminología, intentará descubrir qué oculta la joven y su conexión con otro caso, el de una mujer que aparece decapitada horas más tarde y cuyo nombre coincide con el que estaba escrito en una de las notas. A medida que avance en la investigación se dará cuenta de que este caso abre antiguas heridas difíciles de cicatrizar.
»


¡Buenos días pequeña gran familia!
Ayer os pregunté qué preferíais ver por el blog y como ganó la opción de una reseña bonica, he decidido que ya era hora de subir la de esta maravillosa novela. No suelo ser pesada con mis lecturas pero reconozco que con la primera novela de Javier Castillo, “El día que se perdió la cordura” os aburrí bastante. Muchas personas acabasteis claudicando y hasta me disteis las gracias. Su primera novela me voló la cabeza. Hasta el momento apenas había leído novelas de este género y su obra me abrió una puerta a un universo que a día de hoy continua encantándome. Acabé con tantas ganas de más, que tenía miedo de que las expectativas me jugasen una mala pasada con esta segunda parte, pero os adelanto que no fue así. Una vez más el libro de Javier llegó en uno de los peores momentos, pero me ayudó brindándome una historia a la que merecía la pena huir durante un rato. 


El 14 de diciembre de 2014 aparece una joven completamente desnuda en las instalaciones del FBI. Al poco de detener a la joven descubren que lleva consigo una nota en la que figura el nombre de una mujer y una fecha. A las pocas horas, la mujer cuyo nombre aparecía en la nota, aparece muerta en un descampado. A partir de ese momento el inspector Bowring deberá unir todas las piezas que va encontrando por el camino o no podrá salvar a quienes están en peligro. Conforme más avance la investigación, el inspector se dará cuenta de que quizás uno de los casos que marcó su carrera, y que nunca logró descifrar, esté directamente ligado a todo lo que está ocurriendo. Puede que si se da tiempo, incluso logre salvar una vida que desde hace años daba por perdida. Por otro lado, Jacob y Amanda por fin creían estar a salvo, pero la aparición de una espiral pintada en su casa, les hará comprender que su pesadilla aún no ha terminado.

Si habéis leído la primera parte de esta bilogía, podréis ver las semejanzas entre ambas tramas. El autor nos vuelve a presentar un thriller psicológico, en el que vuelve a emplear ciertos recursos que fueron fundamentales en su anterior libro. Nos encontramos con un planteamiento muy similar, muertes y desapariciones inexplicables y un inspector dispuesto a investigar pero que no es capaz de comprender la magnitud real de lo que está sucediendo. También existe una trama paralela a la historia central, en esta ocasión centrada en la infancia de Carla desde el momento de su desaparición. Aunque esta parte al principio no me pareció muy interesante, reconozco que conforme iba avanzando comprendí que era algo totalmente necesario para poder cerrar partes que quedaron en el aire sin una clara explicación.


La pluma del autor me encantó y en esta ocasión no podía ser de otra manera. Ligera, amena y cercana, consigue una narración ágil que hace que nos olvidemos de que prácticamente acaba de aterrizar en el panorama literario. Aunque su baza más fuerte es sin duda el ritmo trepidante que se mantiene intacto hasta el último momento. Comienzas a leer y sin darte cuenta te has sumergido de lleno en la historia. Su manera de narrar lo que le va sucediendo a cada uno de los personajes, es magistral y es lo que dota de esa profundidad extra a la novela que hace que no quieras soltar el libro. Esta vez volvemos a ver saltos temporales y cambios constantes de narrador, lo que crea mayor incertidumbre si cabe y nos da una perspectiva global de la historia.


En cuanto a los personajes debo decir que eché en falta ver algo de evolución. Los que ya aparecieron en el anterior libro, continúan tal y como les dejamos, y así se mantienen a lo largo de la novela. Entiendo que esta parte se centra más en resolver los cabos sueltos de la trama principal, pero me hubiese gustado que se diese mayor protagonismo a algunos personajes como Jacob o Amanda. Aun así, esto es algo personal que me hubiese gustado ver, pero que no resta calidad a la novela. Si tuviese que mencionar a algún personaje relevante me quedo con el papel que juega Steven en el final de la novela, porque me emocionó con su decisión. Así mismo me gustó que Carla pudiese explicar su historia y todo lo que vivió. Creo que era algo totalmente necesario para la bilogía.


El día que se perdió el amor es un cierre de bilogía a la altura de las expectativas, lleno de intriga y suspense pero también de amor y lucha. Con un ritmo trepidante y una narración amena y cuidada, es una novela a tener en cuenta y que sin lugar a duda os recomiendo leer.  

8 comentarios :

  1. Hola!!
    El primer libro me encantó, así que espero hacerme con este pronto.
    Gracias por la reseña.
    Un besin :)

    ResponderEliminar
  2. He leído la reseña un poco de puntillas para no hacerme spoilers, tengo muchas ganas de leer esta bilogía, ¡así que quiero que me sorprenda! A ver si me gusta tanto como a ti:)
    ¡Nos leemos!

    ResponderEliminar
  3. ¡Hola!
    Me he pasado sin leer muy en profundidad porque puede que me lea el primero… y por si acaso, ya sabes.
    ¡Un beso!

    ResponderEliminar
  4. Los thriller son mi estilo preferido así que sin duda me leeré ambos libros ;)
    ¡Besotes!

    ResponderEliminar
  5. Hola rebonica!
    Y bienvenida de nuevo *.*
    Si no estoy equivocada, el autor estuvo esta semana firmando libros en mi ciudad jaja
    Yo no fui porque no había leído nada de él, pero si he oído muy buenas criticas. A priori no es el tipo de historia que suelo leer pero creo que en algún momento puntual podría llegar a darle la oportunidad :)
    Un Besote!!

    ResponderEliminar
  6. ¡Hola!
    No he leído ninguna parte de esta bilogía, y he de decir que las portadas me encantan.
    Tiene buena pinta, así que me lo apunto sin duda, gracias por la reseña ^^
    Besos y nos leemos <3

    ResponderEliminar
  7. Hola
    Qué bien que lo hayas disfrutado. He leído cosas positivas del libro.
    La portada me encanta.
    Besos.

    ResponderEliminar
  8. No me llama la atención esta lectura, así que lo dejaré pasar :)

    ResponderEliminar